Rusia vale lo que vale su palabra

Nadar y guardar la ropa

Rusia incumple sus compromisos ante Irán

Expertos y analistas criticando al Gobierno ruso por haber prohibido la entrega del sistema de defensa S-300 a Irán, consideran que tal decisión pone de relieve que Moscú no cumple sus compromisos y obligaciones internacionales.


El presidente del Instituto ruso de Estudios de la Globalización, Mihail Delyagin, durante una conferencia de prensa en Moscú, denunció que la negativa de Rusia a suministrar misiles antiaéreos S-300 a Irán supone una traición y demuestra que Moscú sigue las políticas del presidente estadounidense, Barack Obama, contra Teherán.

El destacado experto ruso recordó que las sanciones del Consejo de Seguridad de la ONU no incluyen el sistema S-300. Indicó que el decreto del mandatario ruso, Dmitri Medvedev, revela su compromiso ante EE.UU.

Delyagin señaló que la enemistad de EE.UU con Irán tiene que ver con las políticas independientes de la nación persa a nivel regional y mundial. Afirmó que las acusaciones y argumentos de Washington contra el programa nuclear iraní son absurdos y carecen de bases.

El titular del Instituto de Estudios sobre Irán en Rusia, Rajab Safarov, a su vez, consideró que la decisión del presidente ruso de no entregar el sistema S-300 a Irán es el error más grande de Moscú en los últimos años.

Safarov enfatizó que no son justificables los señalamientos de las autoridades rusas acerca de la Resolución 1929 del Consejo de Seguridad contra Irán.

Advirtió sobre las grandes perdidas que genera el incumplimiento del compromiso de Rusia ante Irán y declaró que tal medida desprestigia a Moscú a nivel internacional.

El presidente de la Asociación de Amistad Irán-Rusia, Alexander Palishok, subrayando también la importancia de las relaciones de dichos países y los intereses mutuos, llamó a Moscú a entregar el S-300 a Teherán.

El profesor Palishok recalcó que cualquier paso hacia un mayor acercamiento de Irán y Rusia fortalecerá la paz y la seguridad en la zona e impedirá la intervención de los extranjeros.

El contrato de suministro de misiles antiaéreos S-300 a Irán fue suscrito a finales de 2007. Rusia debía entregar cinco unidades del sistema S-300PMU-1 por un total de 800 millones de dólares.

El 22 de septiembre de 2010, el presidente ruso, Dmitri Medvédev, firmó un decreto por el cual prohíbe, en particular, el suministro a Irán del sistema de misiles S-300, equipos blindados, aviones de combate y buques de guerra en cumplimiento de la Resolución 1929 de la ONU.

Esto es mientras que el ministro ruso de Exteriores, Sergei Lavrov, anunció el 22 de junio pasado que las nuevas sanciones del Consejo de Seguridad no afectarían el contrato de S-300 por tratarse de un sistema de defensa.

El artículo 3 de la Resolución1929 precisa que el contenido de ese mecanismo no tiene nada que ver con los acuerdos anteriores de Irán.

Fuente
Anuncios
Publicado en Análisis, Occidente. Etiquetas: . 2 Comments »

2 comentarios to “Rusia vale lo que vale su palabra”

  1. eduard Says:

    los sistemas de defensa antiareos s-3oo son importantes para Iran ante un inminente ataque estadounidense o israeli… Rusia debe cumplir con el trato.

  2. Anacrónico Says:

    Rusia jamás cumplirá con este compromiso pues su antagonismo con EEUU ha pasado a mejor vida desde que Obama decidió retirar el escudo antimisiles de Polonia y Chequía…
    Putin es un Judas!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s