Grecia: ¡¡Maldito seas FMI… !!

 alt=

El saco de su avaricia jamás se romperá

El FMI, el BCE y la UE reclaman mayores impuestos, privatizar las centrales eléctricas y acelerar reformas

La misión de expertos de la Unión Europea (UE), el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) presionaron hoy al Gobierno griego para que acelere las reformas estructurales, una condición para acceder a nuevos tramos de ayuda crediticia exterior. Existe peligro de Default dice Barclays. España, Italia y Portugal tiemblan.


Tras una semana de minuciosa inspección, los expertos entregaron este lunes sus recomendaciones al ministro de Finanzas griego, Yorgos Papaconstantínu, en un informe que repasa el estado de las cuentas públicas del país más afectado por la crisis en la eurozona.

Los expertos están satisfechos con las reformas emprendidas desde mayo y dan por seguro que Grecia recibirá el segundo tramo de ayuda -de 9.000 millones de euros el 13 de septiembre- procedente de los socios de la zona del euro y del FMI, según los detalles del documento filtrado a la prensa económica helena.

Grecia ya obtuvo en mayo 20.000 millones de euros, en el primer tramo de crédito del paquete de 110.000 millones euros acordado por el FMI y la eurozona para salvar al país de la bancarrota.

Grecia tendrá que seguir con sus ‘ajustes’

Sin embargo, para recibir el tercer tramo de ayuda en diciembre, también de 9.000 millones, Grecia tendrá que aplicar aún mayores subidas de impuestos para recaudar unos 4.600 millones de euros adicionales para 2011.

Este año el IVA ya ha subido cuatro puntos, del 19 al 23%, además del incremento de los gravámenes sobre el tabaco, el alcohol y los combustibles.

Según los medios, entre las 13 recomendaciones, Grecia debe acelerar también en lo que resta del año la liberalización de la profesiones cerradas para reducir las presiones inflacionistas, entre ellas se incluyen a abogados, taxistas, transportistas, arquitectos, ingenieros, notarios y farmacéuticos.

El primer ministro socialista, Yorgos Papandréu, acaba de lograr una victoria con el fin de la huelga de transportistas, que ha durado una semana, y que ha tenido graves consecuencias en el abastecimiento de combustible y en el sector turístico.

También se recomienda que el país liberalice el sector energético y privatice el 40% de las centrales eléctricas, lo que prevé un choque con el poderoso sindicato sectorial, que ya amenazó en el pasado con “apagar el interruptor” si se aplicaban reformas que incidiesen en las condiciones laborales.

Censo para funcionarios

Entre las reformas elogiadas se encuentra el reciente censo de funcionarios que cobran del Estado, alrededor de 800.000, que ahora recibirán su paga de forma centralizada y de este modo se evitan fraudes.

Gracias a esta medida se prevé que los gastos anuales por los sueldos públicos se rebajen en unos 6.500 millones de euros a partir de 2014, desde los 29.460 millones de euros que se dedicaron en 2009 a ese concepto.

Los sindicatos han puesto el grito en el cielo contra posibles incrementos de impuestos, lo que unido a los recortes en la inversión del Estado y las bajadas de sueldos de los funcionarios puede impactar muy negativamente en la economía helena.

El paquete de medidas aplicado hasta ahora ha empeorado la recesión griega, con una contracción de la economía del 4% en 2010, el doble de lo inicialmente previsto, una caída adicional del 2,6% en 2011 y sólo en 2012 se volvería a la senda del crecimiento con un modesto 1,1% del PIB, según datos oficiales.

El experto laboral de la Confederación de Trabajadores de Grecia (GSEE), Savas Robolis, subrayó hoy que el paro en el país puede subir hasta el 20% el año que viene desde el 11% actual debido a la contracción económica.

El Ejecutivo de Papandréu está aplicando a contrarreloj en los últimos meses en Grecia, más reformas que en el conjunto de la última década, algo que va a pasar factura en la economía y augura más protestas laborales.

Grecia se comprometió a cumplir con un plan de austeridad con el que espera ahorrar 30.000 millones de euros en los próximos tres años dentro de las medidas para sanear la economía.

Los severos recortes han aumentado el descontento social y el Ejecutivo deberá prepararse para unas elecciones municipales en noviembre que servirán para medir el apoyo popular con el que aún cuenta Papandreu, que tiene una cómoda mayoría absoluta en el Parlamento.

PELIGRO DE DEFAULT: ESPAÑA, ITALIA Y PORTUGAL TIEMBLAN

El “efecto contagio” del riesgo de impago de Grecia sobre España, Portugal e Italia ha reaparecido en el tercer trimestre del año, según el análisis económico realizado por Barclays Wealth Economics para el periodo que va desde julio a septiembre.

En un informe en el que se plantea la supervivencia de la Unión Económica y Monetaria en el seno de la UE, Barclays Wealth prevé que el PIB de Grecia se desplome “próximamente”, por lo que califica de “muy poco probable” que el país heleno pueda evitar el incumplimiento de pago de su deuda externa, de modo que entraría en suspensión de pagos.

Menos crecimiento en Europa

La entidad británica advierte de que este supuesto ya es “bastante malo”, si bien va más allá y recorta sus previsiones de crecimiento de la UE para el próximo año ante el ajuste fiscal encabezado por Alemania. “Lo peor está por llegar”, avisa, para después argumentar: “Si un país (Alemania) sin graves problemas con sus finanzas públicas va a endurecer su política (fiscal), entonces otros con problemas más serios deberán hacer un esfuerzo fiscal proporcional respecto al alemán”.

Pues bien, Barclays espera que la restricción de los Presupuestos de los gobiernos de la zona euro arañe un punto porcentual al PIB comunitario, con lo que el crecimiento para 2011 se quedará en un leve 1%. Con esta rebaja de las previsiones, el banco descarta que se produzca una fase expansiva por encima del potencial, por lo que ya avisa de que no habrá retroceso en la tasa de desempleo, que en España cerró el segundo trimestre en el 20,09% de la población activa.

Durante el pasado mes de mayo los mercados internacionales especulaban con la posibilidad de que la crisis griega, que requirió de un fondo de rescate de alrededor 110.000 millones procedentes de la UE y el FMI, se contagiara a los países periféricos de la zona euro. La publicación de los test de estrés la semana pasada inyectaron confianza a España para afrontar el pago de su deuda.

Para la entidad británica, la economía global afronta tres grandes problemas: el riesgo de que los consumidores estadounidenses no aumenten el gasto; el riesgo de que la UEM se desplome, y el riesgo de que los temores inflacionistas hagan que los responsables asiáticos de la política monetaria pongan freno a su desarrollo. Así titula: tres regiones, tres riesgos.

Fuente
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s